Negocios y EmpresasProducción

ProMendoza vinculó a cámaras de Eslovenia con la FEM y la UCIM

Se realiza en nuestra provincia el Primer Encuentro Internacional de Eslovenos en Mendoza, que tiene como fin facilitar las posibilidades de negocios entre empresas locales y el país europeo para favorecer el desarrollo económico de esa comunidad en Mendoza.

En el encuentro participan Robert Rakar, de la Cámara de comercio Primorska Gospodarska Zbornica de Eslovenia; Matías Jakoš, de SLOAR, la Cámara de Comercio Eslovena Argentina; Graciela Rovera y Verónica Zabek, por la Federación Económica de Mendoza (FEM); Walter Carvalho, Alejandro Fernández y Juan Ignacio Rez Masud, por la Unión Comercial e Industrial de Mendoza (UCIM), junto a Noelia de la Rosa y Carolina Suarez Garcés, por ProMendoza.

La reunión reserva un momento especial para las Jornadas de Negocios que se desarrollarán en el Centro de Congresos y Exposiciones y fueron organizadas por  la Cámara Eslovena.

Una comunidad que cumple 70 años en Mendoza

La Sociedad Eslovena de Mendoza fue fundada en 1949 para conservar valores culturales de la comunidad. Después de la segunda guerra mundial hubo una revolución comunista en Eslovenia que llevó a muchos al éxodo. Primero hacia Italia y Austria y luego a Argentina.

Los primeros llegaron a Mendoza en 1948 y ya en ese entonces formaron el primer coro. En 1953 decidieron construir su sede propia con aportes de la comunidad eslovena. En 1957, cuatro socios de la sociedad adquirieron una casona en Urquiza 335 de Ciudad y la ofrecieron a la sociedad en usufructo. Con el terremoto de 1978 hubo que remplazar el antiguo edificio de adobe por una nueva construcción que comenzó en 1979 y se realizó en tres etapas, que fueron concluidas en 1993.

En 1991, a pocos meses de la Independencia de la República de Eslovenia, se construyó junto a la Municipalidad de la Ciudad de Mendoza la Plazoleta República de Eslovenia, en Arístides Villanueva y Paso de los Andes de Ciudad.

Entre las actividades de la comunidad eslovena, se destaca la actividad coral, con múltiples proyectos a lo largo del tiempo, desde que comenzaron, en 1948. También, la enseñanza del idioma y la cultura eslovena. Las clases comenzaron en 1948 y se extienden hasta hoy. La comunidad se organiza también en conjuntos de baile folclórico, grupos de teatro y una subcomisión de arte.

En 1974, los jóvenes construyeron un refugio en Los Penitentes para disfrutar de las montañas. Hasta el día de hoy, la sociedad cuenta con una Subcomisión de Andinismo.

Cabe destacar la creación del Colegio Esloveno Anton Martín Slomsek, que funciona en la Parroquia de Fátima, en Joaquín V. González 163 de Godoy Cruz. La institución pública de gestión privada comenzó a funcionar en 2009 con salitas de 4 y 5 años y ya tiene primaria completa. Es el único colegio esloveno de su tipo en América Latina.

Actualmente, la comunidad está conformada por unos 800 ciudadanos eslovenos y sus descendientes.